Skip to content

Oración a San Longino

santo
San Longino

Longino de Cesarea, venerado por los devotos cristianos como San Longinos fue el soldado romano que atravesó el cuerpo de Jesucristo con su lanza en un costado.

Arrepentido por todo el daño
que le ocasionó al hijo de Dios se convirtió al cristianismo y dedicó el resto
de su vida en la Tierra a predicar la palabra del Señor en todos los pueblos
cercanos y a la salvación de su propia alma.

Venerado por cientos de
personas en el mundo el 16 de octubre, las personas suplican su auxilio en
casos difíciles o cuando algún objeto se ha perdido y no aparece por ningún
lado. Es uno de los santos más solicitados en momentos de oscuridad y los
milagros que ha concedido a los fieles creyentes de Dios han sido documentados
por toda la historia.

¿Se te ha perdido algo y no
lo encuentras? No desesperes, pídele con fe a San Longino y verás como aparece
ante tus ojos.

Anuncio

🔍 Oración a San Longino para encontrar cosas perdidas

Querido San Longino bendito, tu benevolencia es absoluta y tu devoción a Dios admirable. Eres ejemplo de lo que quiero ser en mi vida como devota cristiana y deseo que guíes cada uno de mis pasos hacia la sanación espiritual y al reino de los cielos.

La oración que hago hoy es para que me ayudes a encontrar una cosa que se ha perdido. Es una cosa muy importante que me hace falta en este mismo momento y del cual no puedo prescindir, por lo que te imploro que abras el camino de la verdad y me muestres en mis pensamientos el sitio donde he dejado este objeto.

Hazme recordar el lugar y la última vez que lo utilice, pues no encuentro en mis recuerdos el lugar adecuado. Guía mi camino hacia este objeto y hazle aparecer frente a mis ojos para por fin detener esta búsqueda incansable que tengo por él.

Te doy las gracias por todas las veces que me has ayudado en ocasiones anteriores a encontrar los objetos perdidos y te imploro que en esta oportunidad me concedas el milagro de nuevo. Te prometo, San Longino, que te veneraré eternamente por ayudarme en este momento de desespero.

Amen.

Anuncio

No desesperes, busca con más calma

Si bien recurrir a las
oraciones a San Longino para encontrar objetos perdidos, debes realizar una
búsqueda exhaustiva de tu entorno para poder dar con el escondite secreto de
ese objeto que tantas canas te ha sacado. Debes empezar por no desesperar y hacer
memoria del último lugar en el que viste, colocaste o guardaste el objeto que
buscas.

De no encontrarlo en su sitio habitual, intentar retroceder en tus pasos y haz un recuento de tu día para determinar en qué punto el objeto se perdió y así hacer una búsqueda más limitada.

Piensa en otros posibles lugares que no son los habituales donde podría encontrarse el objeto, o en personas que pudieron haberlo agarrado o utilizado sin avisarte de que lo tomarían prestado. ¡Pide a San Longino paciencia y ten fe!

compartir