Skip to content
Oraciones » 😇 Santos » 😇 San Agustín

Oración poderosa a San Agustín

santo
San Agustín

San Agustín, padre y doctor de la Iglesia Católica, principal santo de millones de personas alrededor del mundo. Fue el máximo pensador del cristianismo y conocido por muchos como uno de los más grandes filósofos y teólogos de toda la historia.

Y es que la vida de Agustín de Hipona, como era conocido antes de ser beatificado por la Iglesia Católica, estuvo marcada por grandes períodos de oscuridad que el hombre pudo resolver y superar al dejar entrar a Dios y la religión cristiana en su corazón.

Encontró en la Biblia la fuente de fe y esperanza que tanta falta le hacía y desde entonces dedicó el resto de su vida a ayudar a fieles y seguidores ante cualquier adversidad, incluso a las personas devotas a él después de su muerte.

Su festividad, celebrada el 28 de agosto en Occidente, es fecha especial para dirigirte a San Agustín por lo que te dejamos a continuación varias oraciones que puedes ofrecerle al “Padre de la Iglesia”. 

Anuncio

💀 Oración de San Agustín sobre la muerte

Querido San Agustín, Padre y Señor de la Iglesia Católica. Me dirijo a ti con el corazón abierto como siempre lo he hecho. Me has demostrado en oportunidades anteriores que tu fe todo lo puede y que eres fiel representación de Dios.

Tus palabras, tus consejos y tus enseñanzas han guiado mis pasos y mi vida a buen camino.

Hoy, con el corazón abierto y una profunda tristeza en mi corazón, te hablo porque necesito ayuda para superar una muerte.

Me he encontrado cara a cara con ella y he estado en contacto casi directo con todo lo malo que implica. Lamentablemente una persona que yo amaba ha fallecido y ha dejado un profundo vacío en mi vida.

Me encuentro triste y no se como seré capaz de superar su muerte. Tú también te enfrentaste a situaciones difíciles y saliste victorioso, te pido que me ayudes a superar su muerte.

Dame las herramientas necesarias para entender que la persona está en un lugar mejor, que no está sufriendo y que quiere verme feliz.

Protégeme con tu manto y llena mi corazón de todo el amor que actualmente está escaso. Acompáñame en mi proceso de luto, dame tu protección y valentía y se que seré capaz de superar la muerte de mi ser querido.

Amén.

Anuncio

💖 Oración de San Agustín tarde te ame

San Agustín, santo de devoción y muestra de que la fe puede contra cualquier adversidad. Siempre te he venerado y tú, fiel a tu palabra, me has cumplido en todas las ocasiones.

Cada vez que dudo de mi fe, que me dejo llevar por el mal y que los pecados se apoderan de mi, pienso en tu oración “Tarde te amé”.

Tú, me enseñaste que no importa la cantidad de tiempo que pasemos lejos de Dios y Jesucristo, siempre tendremos la oportunidad de volver a él que con el corazón abierto nos recibe.

En estos momentos me siento alejada de la fe cristiana y esto me hace sentir mal. Necesito volver a Dios, a sus creencias, a sus enseñanzas, a su amor. Necesito que me ayudes a reencontrarme con Dios y su fe así como tu lo hiciste.

Se que Dios siempre ha estado dentro de mi, pero soy débil y manipulable. Te lo ruego, aleja de mi toda duda, inquietud o pesadez y permíteme acercarme a Dios.

Permíteme amar libremente a Dios, San Agustín. Así como tú lo expresaste en tu oración que Dios logró llamarte, calmarte y unirte a él, permite que yo también pueda acercarme nuevamente al Señor.

Le pido perdón desde lo más profundo de mi corazón, pero estoy dispuesta a abrir plenamente mi corazón a su amor.

Amén.

Ver también: Oración fuerte a Santa Mónica

😢 Oración de San Agustín no llores si me amas

San Agustín bendito, ruego ante ti porque siento un dolor muy profundo en mi alma. He perdido a un ser querido. Ha fallecido y se ha encontrado con Dios mismo en los cielos, donde se que está libre, sin sufrimiento y con amor en su corazón.

Pero yo, San Agustín, que quedé en el espacio terrenal sola, me encuentro muy afligida y sola por su partida.

Necesito que en estos momentos me enseñes a superar su muerte y por eso quiero recurrir a una de tus oraciones más conocidas por todos, “No llores si me amas”.

Como bien lo dijiste en tu oración, se que esa persona amada ahora está en un lugar mejor donde los campos y senderos que atraviesa son fuera de cualquier imaginación, porque son creación de Dios.

Hazme entender que se encuentra bien, arrópame con tu manto de amor y cura mi corazón herido por su partida.

Se que has ayudado a muchas personas a superar la muerte de un ser querido a través de tu palabra y te ruego me ayudes superar esta. Permite que su mensaje llegue a mi, para saber que está bien, está en paz y que sabe lo mucho que lo amo.

Amén.

😒 Oración de San Agustín contra la envidia

Querido San Agustín, padre y obispo de la Iglesia cristiana. Eres tú a quien acudo ante mis adversidades pues se que no hay mejor ejemplo de superación y de reencuentro con Dios que tú.

Me enseñaste a que, mientras tenga a Dios en mi corazón, seré posible de superar cualquier obstáculo.

Actualmente me encuentro en una situación que me afecta profundamente. Siento que mi vida está rodeada de malas energías y que éstas me están afectando a mi y a mis seres queridos.

Ayúdame, a reconocer de dónde proviene esta energía envidiosa, negativa y mala que me está afectando y dame las herramientas para alejarla de mi.

Si proviene de una persona cercana te pido, San Agustín, que abras sus ojos a las enseñanzas de Dios y le permitas ver que la envidia y los celos son pecado, que traen emociones negativas a su vida que no le permiten alcanzar la felicidad plena.

Aleja de mi todas las personas que ante mis logros personales solo sientan celos, envidia y rencor. Permite que mi vida esté sólo acompañada de personas que realmente se sientan felices por mi, pues la energía negativa solo trae daño y violencia consigo.

Amén.

Anuncio

San Agustín: Una lección de fe

reflexión sobre la muerte

Como te nombramos anteriormente, la historia de San Agustín es ideal para esas personas que se están cuestionando su fe o que aún no dejan entrar libremente el amor del Señor en sus corazones.

Agustín de Hipona, cuando se encontraba en uno de los momentos más oscuros de su vida, entendió que sólo abriendo su corazón a Dios y estudiando a profundidad sus enseñanzas podría encontrar la solución a sus problemas.

Nunca estarás solo si tienes a Dios en tu corazón.

compartir